Saltar al contenido

Anillos de compromiso inusuales: la tierna amatista

Anillos de compromiso inusuales: la tierna amatista

La amatista es la piedra de cuarzo más popular. Es una piedra que puede variar de lila claro a violeta brillante o morado oscuro. Es una de las piedras menos costosas, por lo que es una opción popular para los compradores de bodas con un presupuesto.

Sin embargo, por esta razón a menudo se descarta, ya que se puede juzgar por tener mucho menos valor que los diamantes. Sin embargo, hay muchos puntos a favor de las amatistas, desde su belleza hasta el mensaje que retratan. Son una gran opción para anillos de compromiso inusuales; La profundidad del púrpura es asombrosa.

La amatista es una piedra antigua y está incrustada en la mitología griega. Este es un aspecto que atrae mucho a los compradores que buscan una piedra para colocar en un anillo de compromiso inusual. Hace que la elección de la piedra sea tradicional pero de una manera totalmente poco convencional.

El mito griego que rodea a las amatistas se origina con una niña llamada Amethystos, que fue el pináculo de la pureza. Se convirtió en objeto de afecto por Dioniso (el dios del vino) que intentó proponerle borrachera. Amethystos rezó a los dioses para preservar su inocencia, y Artemis escuchó su oración, que la convirtió en piedra blanca en honor a su pureza. Movido por su fuerte deseo de permanecer puro, Dionisio vertió su vino sobre la estatua para honrarlo. La piedra estaba manchada de púrpura, y ese es el origen mítico de la coloración púrpura de la amatista.

Hasta el día de hoy, las amatistas todavía representan pureza y claridad, lo que las convierte en una opción popular para anillos de compromiso inusuales, ya que tienen un simbolismo único, en comparación con el de las piedras más convencionales. Como una joya con tradiciones a lo largo de la historia, la amatista también está llena de connotaciones religiosas, destinadas a transmitir espiritualidad, sinceridad y un corazón puro al usuario.

La piedra se registra como un 7 en la escala de dureza de Mohs, por lo que es bastante resistente. Realmente se reduce al gusto personal, pero el metal con el que generalmente se combina es platino u oro blanco, ya que el oro amarillo no solo es un metal más suave sino que también choca con el color púrpura. A muchas personas les gustan las amatistas, ya que son la piedra de nacimiento de febrero, vinculándolas a la Edad Media cuando las piedras de nacimiento se reconocieron por primera vez. Cuando miras la historia de la amatista, puedes ver cuán frecuente ha sido a lo largo de la historia y qué orgullo debe brindar a cualquier usuario. Marca todas las casillas para aquellos que consideran una piedra preciosa de anillo de compromiso inusual.